Consejos que te ayudan a aliviar las hemorroides

2
298

Sufrir hemorroides puede ser un auténtico dolor de cabeza. Para quienes las padecen, actividades tan normales como sentarse, andar o ir al baño resulta incómodo y doloroso. Por eso, aliviar las hemorroides es una necesidad primordial cuando estas aparecen.

Cómo aliviar las hemorroides?

Las hemorroides se pueden aliviar sin necesidad de acudir al médico, pero si persiste o el problema se agudiza más, lo más recomendable es visitar a un especialista, quien puede determinar la mejor forma de curarlas.

Baños de agua tibia

El agua tibia calma el dolor y ayuda a reducir la inflamación. El doctor Donald Tsynman, del Manhattan Medical Center, recomienda llenar la bañera con agua tibia hasta unos 15 cm y sentarse por periodos de 15 minutos 3 veces al día. Los síntomas se aliviaran al momento y la hemorroides se desinflamarán en pocos días.

Sales de Epsom

Hay dos formas de usar las sales de Epsom para aliviar las hemorroides. Una es en baños de agua tibia y otra es aplicándolas directamente con una pasta.

Para usarla en la bañera se agregan dos tazas al llenarla de agua hasta unos 15 cm de altura y media taza si se hace en un recipiente especial para baños de asiento. Al igual que sin las sales, se recomienda hacer durante 15 minutos 3 veces al día.

Para aplicarla directamente en forma de pasta necesitas:

  • Glicerina
  • Sales de Espson
  • Una gasa suave

Cómo aplicar

  • Mezcla dos cucharadas de glicerina y dos cucharadas de sales de Epson hasta formar una pasta.
  • Pon la pasta sobre la gasa y colócala en el ano por 20 minutos.
  • Luego retira la gasa y limpia suavemente con otra gasa húmeda.
  • Se puede repetir cada 6 o 5 horas hasta que las hemorroides se desinflamen.

Bolsas de hielo

El frío ayuda a rebajar la inflamación, por eso se recomienda aplicar bolsas de hielo. Si no tienes una bolsa de hielo especial para tratamientos, puedes poner hielo en una bolsa plástica y envolverla en con una tela fina. Nunca apliques el hielo directamente en la piel.

Sábila para aliviar las hemorroides

El gel de sábila o Aloe vera es muy recomendado para casi todos los tratamientos de piel y para las hemorroides.

Puedes conseguir el gel en las tiendas naturistas o en farmacias. Para extraerlo directamente de la planta, corta una hoja de sábila a lo largo, ábrela y con una cuchara saca el gel transparente. Se puede aplicar directamente sobre el ano en cantidades pequeñas. El resto de la sábila extraída de la hoja se puede guardar en la nevera.

Si nunca has usado sábila antes, prueba primero aplicando un poco en la piel de otra parte del cuerpo para saber si produce alergia.

Hojas de Hamamelis

La hojas de Hamamelis, o avellana de bruja, son conocidas por sus propiedades para paliar problemas de varices, vasos sanguíneos y urticaria. La Escuela de Medicina de Harvard las recomienda para las hemorroides.

  • Haz una infusión hirviendo por 10 minutos un vaso de agua con dos cucharadas de hoja de Hamamelis.
  • Deja enfriar y moja un algodón.
  • Aplica sobre el ano suavemente varias veces al día.
  • El sobrante de la infusión se puede guardar en la nevera.

Comer alimentos con fibra para prevenir y aliviar las hemorroides

Los alimentos con fibra facilitan la evacuación y suavizan las heces, por esa razón son recomendados no solo para aliviar el dolor al defecar, sino para evitar la aparición de las hemorroides.

Además de alimentos con fibra, se pueden usar suplementos de fibra cuando las hemorroides están presentes. Se deben evitar otro tipo de laxantes, pues muchos de ellos incentivan el uso del baño con más frecuencia de la normal. Beber mucha agua también ayudará a tener heces más suaves.

Caminar

Caminar o hacer ejercicios suaves también favorecen los movimientos intestinales que ayudan a ir al baño sin necesidad de ejercer mucha presión. Hay que tener cuidado con el tipo de ejercicio que se practica cuando se sufre de hemorroides, ya que algunas actividades físicas ponen presión sobre el recto aunque no nos demos cuenta.

No rascarse

Seguramente el racarse o frotarse dará un alivio inmediato, pero el efecto es contraproducente. Al tocar y presionar las hemorroides se irritan más y corren el riesgo de abrirse. Es necesario consultar con un doctor cuando hay sangrado, pues podría no ser producto de las hemorroides sino de otra complicación.

Si quieres saber más, pues te invito a que leas el artículo: como controlar las hemorroides

2 COMMENTS

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here